Club Yungay de Iquique se reinventó en tiempos de pandemia y entrega más de 800 almuerzos semanales a familias afectadas

0

08/08/2020 12:06:38
Con la instalación de una cocina solidaria y la realización de ollas comunes ayudan a sus atletas, familiares y vecinos.


El Club Deportivo y social Yungay, uno de los más antiguos de fútbol en Iquique, con 115 años, durante esta pandemia se reinventó con la instalación de una cocina solidaria, para ayudar a las familias que han resultado afectadas por la pandemia del coronavirus, por lo que semanalmente entrega más de 800 almuerzos a las familias más necesitadas.
Patricio Soto, entrenador de este club y responsable de las actividades sociales que se están realizando durante la pandemia, relató a SoyIquique.cl, que desde que comenzó la pandemia el Club inició las ayudas a las familias más necesitadas de los atletas de las series menores con entrega de mercadería dos veces al mes.
”Valoramos mucho el tema deportivo de los más pequeñitos, porque creemos que aparte de apoyar a los niños para que sean buenos deportistas, lo apoyamos para que sean buenas personas”, manifestó Soto.
Soto indicó, que “actualmente muchas familias de los atletas que pertenecen a este club la están pasando mal, las historias se repiten, son familias con muchos niños, donde los padres han quedado cesantes producto de esta pandemia, muchos son migrantes y no han recibido más apoyo que el nuestro, porque la situación económica y problemas sociales se han agudizado cada día más”.
En este sentido, recalcó que cuando la comuna entró en cuarentena se contactaron con las autoridades locales para obtener los respectivos permisos y así continuar con la cocina solidaria o con la realización de ollas de comunes. “Respetamos y contamos con las medidas sanitarias respectivas y las instalaciones del club cuenta con cocina industrial, hornos, congeladores y refrigeradores y con el espacio suficiente para realizar esta actividad, somos un equipo de 10 personas, somos gente del club, socios, jugadores, cuatro en la cocina, tres reparten los alimentos, dos personas hacen aseo y la otras coordinan los alimentos que necesitamos”.
“Como Club repartimos los almuerzos los días martes, jueves y sábado, y lunes, miércoles y viernes facilitamos las instalaciones a vecinos del sector, quienes realizan la misma labor y entregan almuerzos a las familias afectadas”, explicó Soto.
Aseguró, que los recursos para la realización de estas ollas comunes , para comprar alimentos salen de los mismo socios, jugadores , entrenadores, familiares y amistades, Soto refirió que cada semana el escenario es más complejo debido a que la comuna continúa en cuarentena y muchas personas no están trabajando y recibiendo ingresos.
Dijo, que aunque han solicitado recursos a las empresas e instituciones gubernamentales no han obtenido respuesta, por lo que reiteró el llamado a estas instituciones para que colaboren y ayuden a muchas familias que no cuentan con un plato con alimentos en su mesa, “por lo que seguiremos insistiendo en mantener estas ollas comunes para los niños y atletas del club, familias y vecinos necesitados”.
Por último , Soto indicó que “somos un Club que tiene alrededor de 400 jugadores y nuestra misión es seguir haciendo estos aportes sociales, agradecer a quienes nos han apoyado, y a los que puedan colaborar, les pedimos que se sumen a esta noble actividad para apoyar a las familias afectadas en tiempos de pandemia”.

Link Original