Rodrigo Cauas, psicólogo deportivo: "Los protocolos para la vuelta van a atentar contra el trabajo en equipo. Prácticas, viajes, distanciamiento"

0

17/07/2020 9:15:42
Tras cuatro meses los equipos de Primera A y B retoman los trabajos. El especialista analiza cómo trabajar la ansiedad y el miedo del jugador a un contagio o lesionarse. «No debemos dejarnos llevar por el pseudo placer del cerebro y que venga el sobre entrenamiento».

Rodrigo Cauas, psicólogo deportivo de Entrenamiento Mental Deportivo (EMD) y con larga experiencia en clubes nacionales, cree que una de las cosas que traen los nuevos protocolos de retorno creado por la ANFP es que «van a atentar contra el trabajo en equipo». Eso, y el manejo de la ansiedad por estar a punto físicamente en un mes, considerando el posible retorno el 14 de agosto, más los eventuales miedos a evitar contagios o lesiones, es explicado a hoyxhoy por el especialista.

Faltan 26 fechas por jugar y hay 18 fines de semana, sin contar Fiestas Patrias y el plebiscito. Obviamente se jugará a mitad de semana. ¿Corre riesgo el futbolista de saturarse?

Ahí la planificación que hagan los cuerpos técnicos, especialmente en lo físico, es fundamental para dosificar en los momentos adecuados. Lo segundo es preocuparse ahora mucho más del tema del descanso. Para el jugador, más allá de la sensación de que estas semanas bajaron las cargas y hubo un cierto relajo, es importante que durante el torneo exagere en los descansos.

Hoy, desde la parte psicológica, va a ser fundamental preocuparnos de que el estado de ánimo esté bien. Que sigamos gestionando las emociones, la ansiedad, y algo que es fundamental. Todos los protocolos planteados para la vuelta van a atentar contra el trabajo en equipo.

¿Se pierde el sentido de equipo y unidad?

Sí. Desde los entrenamientos, en que se van a trabajar en grupos separados. Los viajes que también pueden ser en dos grupos distintos. Piezas separadas, distanciamiento y en el camarín tal vez no podrán estar todos. Sólo los que jueguen. Hay muchas medidas que van a atentar en contra del equipo, y eso puede afectar a un jugador, puede percibirse menos el apoyo y colaboración de los compañeros.

Después de cuatro meses, ¿cuáles son las herramientas o técnicas consideradas que se les puede dar al jugador para reactivarlo y que entre en la dinámica de trabajo?

Lo primero que estamos transmitiendo es la idea de que siempre el principal enemigo del cerebro es la incertidumbre. Todos estos meses han sido muy complicados para ellos, porque en el fondo ahora recién tienen claro cuándo volver a entrenar.

Trabajamos sobre técnicas de relajación y el gestionar la ansiedad de lo que significa estar encerrado. Lo segundo es que, cuando se vuelva a entrenar, el cerebro te va a tirar señales de satisfacción y placer y eso puede provocar que el jugador haga más cosas de las que el cuerpo está preparado. No debemos dejarnos llevar por este pseudo placer del cerebro y que venga el sobre entrenamiento.

Lo tercero es la visualización, que es una técnica que consiste en poner en tu cabeza imágenes y sensaciones de lo que vas a empezar a vivir en unas semanas más.

¿Hay un factor de ansiedad? Los jugadores hablaban de la ansiedad por volver a entrenar y ahora tal vez es la ansiedad por estar preparado en un mes más.

Exactamente, esa sensación de creer que estás como estabas antes. Te va a generar una pseudo sensación de placer, que entrecomillas es cierta, y por otro lado hay que mantener un poco las restricciones. Hay que tener claro que en unas semanas no vas a recuperar lo que perdiste estos meses. Ahí va a existir una pelea con el cerebro.

Miedos del jugador

¿Cómo se deben trabajar los grandes miedos que puede tener un jugador? Primero, el no pensar en un posible contagio, y el segundo en no lesionarse.

Frente a lo primero, va a generar un temor a contagiarse. Por eso será muy importante que las medidas se cumplan a cabalidad, porque lo que va a pasar es que si un club incumple las normas, además de un riesgo de contagio, corre riesgo de que el permiso dado por el Gobierno se revalúe.

Existe un temor, pero ese se ve aplacado por esta parte del placer que significa volver. Corre el riesgo por volver. Lo que los jugadores querían era estar en la cancha, ahí se va a neutralizar ese temor con estar en la cancha.

Si este periodo de confinamiento fue tomado en serio por la mayoría no es que van a llegar de cero a trabajar cuatro semanas. Lo importante es que en esas cuatro semanas se rijan por las preparaciones de los cuerpos técnicos. El problema está en salirse de eso. Que yo diga ‘voy a entrenar más en la tarde’, porque ahí comienza el riesgo.

A diferencia de cuando uno se lesiona y apuras el regreso para volver a competir, aquí hay que pensar que están todos en casi las mismas condiciones. El grueso estará en las mismas condiciones.

¿Se ha complejizado la labor del psicólogo deportivo a través de las plataformas virtuales?

En general las plataformas son amigables para los jugadores. La idea es escucharlos, contenerlos y entregarles herramientas, cosas que puedan ir haciendo. Ahora, por las pantallas igual ves al jugador.

Link Original